Inicio Noticias Farandula Las Jordan de J Balvin, las Adidas de Beyoncé, las Puma de...

Las Jordan de J Balvin, las Adidas de Beyoncé, las Puma de Rihanna, las Under Armour de Curry y otras zapatillas ilustres

212
0

Desde que comenzaran a popularizarse, las zapatillas han sido la prenda de ropa que más ha evolucionado tanto social como estéticamente. Empezaron siendo un calzado humilde y cómodo cuya utilización se limitaba al mundo del deporte, para convertirse a finales del siglo XX en un símbolo, un elemento identificativo capaz de unir a diferentes miembros de tribus urbanas a la vez que sus diseños evolucionaban, elevando a los creadores de las zapatillas a la categoría de artistas. Hoy en día, es una prenda que cualquier persona, sea cual sea su estatus social, tiene en el armario. Incluso las marcas de alta costura como Dior Gucci se dedican a comercializarlas.

Más allá de la estrecha relación con el mundo del deporte, si hay algo que ha impulsado mediáticamente a las zapatillas ha sido su idilio con grandes figuras de la música y la interpretación: grupos con sus propios diseños, películas que hacen referencias a modelos concretos, actores y actrices que las llevan tanto dentro como fuera de la pantalla... En definitiva, todas estas celebrities del deporte, el cine y la industria musical que han hecho de las zapatillas algo más que un calzado, han provocado que su popularidad se perpetúe a lo largo de los años y no sean una de otras tantas modas pasajeras.

Prueba de ello son las zapatillas personalizadas con las que han desfilado todo tipo de famosos, influencers, deportistas, cantantes y otras personalidades: las Nike Jordan de J Balvin, las Puma de Rihanna y Selena Gómez, las Under Armour de Stephen Curry o incluso las Mikakus y las On Running en cuya producción y lanzamiento se han involucrado personalmente Andrés Iniesta y Roger Federer, respectivamente.

CLÁSICOS ETERNOS

Este idilio entre zapatillas y grandes personalidades del show business ha generado que salgan al mercado una inmensa cantidad de modelos nuevos. Pero también que algunos, que han adquirido la categoría de icono, perduren y sigan siendo de los más vendidos actualmente. Por ejemplo, las Converse All Star, las Nike Air Jordan, las Adidas Stan Smith y las Adidas Superstars siguen siendo cuatro de esas zapatillas que no pierden popularidad por mucho que pase el tiempo. A pesar de su perdurabilidad, todas han ido evolucionando e incluyendo diseños más innovadores.

Las incombustibles Converse All Star

Bueno, todas no. Las Converse All Star, que incluyeron por primera vez la puntera de goma en 1949, siguen teniendo un estilo casi idéntico desde entonces. En un principio fueron diseñadas como calzado especializado para jugar al baloncesto. De hecho, la incorporación del jugador profesional Chuck Taylor, que comenzó a trabajar como embajador de la marca californiana en los años 20, fue fundamental para conseguir ese punto de flexibilidad y comodidad que necesitaban las zapatillas para convertirse en el calzado predilecto de los jugadores de baloncesto en todo el territorio estadounidense. Tras el éxito, Converse decidió incluir en el parche lateral de la zapatilla el nombre de Chuck Taylor, algo que mantiene hasta día de hoy.

El calzado deportivo evolucionó en otra dirección, pero las All Star se convirtieron en un fenómeno de masas que traspasó las canchas, y actores como James Dean y músicos como Elvis Presley se dejaban ver con ellas en rodajes y conciertos durante los cincuenta y los sesenta. A finales de los setenta se convirtieron en un símbolo de la cultura punk y miembros de bandas como Ramones, Sex Pistols o The Clash la convirtieron en parte de su indumentaria habitual.

En 2003 la empresa californiana, que no pasaba por su mejor momento tras quedar como marca residual en la NBA, fue absorbida por Nike. A pesar de eso las Chuck Taylor's All Star siguen siendo uno de los de los modelos más imitados por los fabricantes y de los más vendidos en todo el mundo.

https://twitter.com/Elvisinadverts/status/1216972257446318080/photo/

https://twitter.com/SilviPrado/status/1249075591904714753/

Las Air Jordan y la cultura urbana

El segundo gran hito en las historia de las zapatillas coincide con la llegada de Michael Jordan a la NBA en 1984. El '23' se convierte en el primer rookie con su modelo propio de zapatillas. Sus actuaciones en la cancha hicieron que las Air Jordan crecieran a nivel comercial al mismo ritmo que Jordan lo hacía como jugador, y poco tardaron en convertirse en las sneakers más vendidas en Estados Unidos.

Al igual que las Converse, las Air Jordan dejaron de tener un uso exclusivamente deportivo. Si las All Star fueron un icono punk, las Air Jordan se convirtieron en el calzado del movimiento hip hop de finales de los ochenta y principios de los noventa y ayudaron a fortalecer esa estrecha relación entre baloncesto y rap que todía hoy día existe. De hecho, estas zapatillas siguen siendo las zapatillas más utilizadas por los jugadores de la NBA a la vez que siguen teniendo un peso importante en la cultura urbana. Raperos como Eminem tienen desde 2015 su modelo personalizado y Nike prepara ya el lanzamiento de un nuevo par inspirado enJ Balvin.

El reguetonero colombiano ya lo lució en la actuación del descanso de la Super Bowl de este año, pero todavía se desconoce la fecha en la que estará disponible para el público. Se trata de una réplica de las Air Jordan 1, pero con el toque colorido que caracteriza al estilo de J Balvin.

Adidas y su vínculo con el mundo de la música

Hay dos modelos de Adidas que tienen una historia similar a las anteriores, las Stan Smith y las Superstars: modelos concebidos para el deporte que después pasaron a la calle, se convirtieron en un calzado de uso cotidiano y todavía hoy tienen mucho tirón entre el público de todas las edades. Las primeras están inspiradas en el tenista norteamericano Stan Smith, ganador de Wimbledon y US Open en los setenta. Las Superstars, se comenzaron a producir en 1969 como zapatillas de baloncesto y fueron las que llevó Kareem Abdul Jabbar durante su larga carrera en la NBA.

A través de estos dos diseños y sus respectivas evoluciones, Adidas creó un vínculo muy estrecho con el mundo de la música. Todo empezó en los ochenta, cuando tras el éxito de la canción My Adidas la marca alemana decidió crear un modelo personalizado de las Superstars a la banda de rap Run DMC. Después artistas como Beyoncé o los líderes de Oasis, los hermanos Gallagher, han tenido sus propias zapatillas Adidas. Y actualmente, una de las colaboraciones que más éxito están cosechando entre el público, es la evolución de las Stan Smith inspiradas en el cantante Pharrel Williams que se pueden ver en la imagen, las Tennis Hu. El autor de la canción Happy , que fue número en más de diez países en 2014, parece estar en el mejor momento de su carrera y tanto él como la marca alemana se están retroalimentando de esta asociación, ya que las Tennis Hu no son las únicas zapatillas en las que la imagen del artista está presente.

ZAPATILLAS DE CINE

Es común que los actores y actrices marquen tendencia con sus looks en alfombras rojas y todo tipo de eventos mediáticos. Aún así, esta capacidad de calar hondo en el público medio no es ni comparable con la que tienen sus personajes en la gran pantalla. Por eso, algunas zapatillas han vivido su momento de mayor esplendor tras aparecer en escenas de películas míticas

Tom Hanks y las Nike Cortez

Por ejemplo, la magia del cine puede conseguir que unas zapatillas de los setenta puedan convertirse de nuevo en un éxito de ventas 20 años después. Es lo que pasó con las Nike Cortez que llevaba Tom Hanks en Forrest Gump (1994). Eran las zapatillas que llevaban los atletas norteamericanos en los Juegos Olímpicos de Munich '72 y todavía hoy siguen siendo uno de los modelos más vendidos de Nike, en especial las blancas con el logotipo de en rojo y la franja azul en la suela, como las que aparecen en la película.

Bruce Lee, Uma Thurman y las Onitsuka Tiger México '66

Un caso similar ocurrió con las zapatillas japonesas que utilizó Bruce Lee en su la película el Juego de la Muerte, estrenada en 1978, cinco años después de su muerte. Las Onitsuka Tiger México '66 fueron fabricadas para los atletas que participaron en los Juegos Olímpicos de 1968, pero fue 10 años después cuando el maestro de las artes marciales las convirtió en un objeto de culto.

Tal es así, que en 2003, Quentin Tarantino quiso que Uma Thurman luciera en Kill Bill (2003) el mismo look que Lee en Juego con la Muerte. Además del mono amarillo, la actriz estadounidense tuvo que enfundarse las Onitsuka del mismo color, que tuvieron una tercera vida con el estreno de esta película. Tras varias fusiones empresariales, la compañía nipona cambió su nombre por el de Asics en 1977, y actualmente es uno de los principales patrocinadores de Novak Djokovic.

DEPORTISTAS EMPRENDEDORES

El deterioro físico que provoca el deporte de alta competición obliga a los deportistas de élite a abandonar sus disciplinas antes de llegar a los 40 años. Por eso muchos invierten parte las grandes fortunas amasadas durante su carrera en otros negocios antes de retirarse. Algunos como Roger Federer y Andres Iniesta, viendo el tirón que tienen entre el público las zapatillas, han decidido involucrarse en esta industria.

Andrés Iniesta y Mikakus

El manchego sigue en activo, viviendo un retiro dorado en la liga japonesa tras una carrera plagada de éxitos con el Barcelona y la selección española de fútbol. Pero va ya preparando el terreno para cuando llegue el momento definitvo de colgar las botas. Por eso, en 2018 y ya desde el país del sol naciente decidió meterse de lleno en el negocio de las sneakers con el lanzamiento de su propia marcaMikakus.

"Son zapatillas de calidad, con personalidad propia, look moderno y muy cómodas". Así las describía el propio Iniesta, que ha aprovechado su tirón entre el público futbolero para convertirse en una de las imágenes de Mikakus. Fernando Torres, David Villa, Anna Simon o Miguel Ángel Muñoz también han sido algunas de las personalidades que han participado en campañas publicitarias en redes sociales de esta marca.